Catalunya tendrá Prueba de Acceso Única PAU 2014 para todas sus universidades

lunes, 17 de marzo de 2014

La Generalitat acuerda con los rectores catalanes mantener un examen homogéneo para toda la comunidad, similar al de la selectividad que desaparecerá en el curso 2017-2018

Todavía está en fase de borrador. Pero la Generalitat de Cataluña ya tiene claro que desde el mismo momento en el que entre en vigor el real decreto que regula el nuevo acceso a la universidad, y por el que cada centro educativo decidirá qué exige a sus aspirantes tras la desaparición de la «selectividad», las universidades catalanas tendrán una prueba «homogénea y única».

Quien hizo este anuncio fue el secretario de Universidades de la Generalitat, Antoni Castellà, al término de la reunión con el ministro en la conferencia general de política universitaria que tuvo lugar ayer en el Ministerio de Educación.

Castellà aseguró a los medios presentes que, «partiendo de la base de que el Gobierno catalán ha recurrido la Lomce porque consideramos que invade competencias autonómicas, en el ámbito de la admisión a la universidad, en Cataluña existe ya un acuerdo entre la Generalitat y los rectores para que haya una prueba de acceso homogénea que adecúe la oferta y la demanda. Mantendremos una prueba única para toda Cataluña que evite la peregrinacion de alumnos de universidad en universidad haciendo exámenes distintos», dijo.

Según prevé la Lomce, las pruebas de acceso a la universidad desaparecerán para el curso 2017-2018, fecha en la que las universidades podrán establecer los procedimientos de admisión -o no- que consideren oportunos. En la propia ley se establece que «las Universidades podrán acordar la realización conjunta de todo o parte de los procedimientos de admisión, así como el reconocimiento mutuo de los resultados». Y por ello, la respuesta del ministro de Educación, José Ignacio Wert, al anuncio del responsable catalán fue bien explícita: «Está perfectamente dentro de las competencias que prevé la ley. Lo que el decreto tiene de novedoso es que establece una diferenciación entre los requisitos de acceso, que deben ser únicos, y el proceso de admisión, donde se amplía el espacio para que los centros lo desarrollen dentro de la legislación».

El Distrito Único andaluz
Pero no son los catalanes los únicos que utilizarán las potestades que les confiere la Lomce para terminar recuperando un sistema muy similar al que ya existía con la selectividad. Andalucía también apunta en esa misma dirección al reclamar al Gobierno que establezca un procedimiento de «Distrito Único».

El objetivo, según aseguró la semana pasada el rector de la Universidad de Sevilla, Antonio Ramírez de Arellano, es evitar que determinados centros «adelanten a sus alumnos», respecto de los del sistema público, «poniéndoles un diez».


Fuente: ALEJANDRO CARRA / ABC

0 COMENTARIOS:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails

Archivo del blog